Granola, la vuelta y otros rollos

Feliz año a todos/as!

Mi ausencia ha sido larguísima, no tengo excusa, pero puedo aseguraros que no ha sido por falta de ganas, que tenía muchísimas, sino que ha sido un conjunto de circunstancias que me han impedido ponerme al día.
Por Instagram he estado más activa y es que como ya os he contado varias veces, me encanta, me pasaría horas cotilleándolo. Si no me seguís aún por ahí al margen izquierdo en la página principal del Blog tenéis mis últimas fotografías y mi cuenta, por si os interesa. El caso es que me he enganchado mucho y estoy en contacto con bastantes foodbloggers que me encantan. También he creado un “evento” cada viernes y es que los viernes son mi día favorito de la semana, y como no podía ser de otra forma, los he autoproclamado #chocolatefriday, y es que  no hay mejor manera de celebrar que es viernes que con chocolate ¿no creéis? Así que cada viernes os comparto una receta con el ingrediente obligatorio del chocolate. ¿Os apuntáis conmigo a celebrar los #chocolatefriday? Si lo hacéis etiquetarme, que me encantará ver vuestras fotos y recetas!
Os tengo que explicar mil cosas que han pasado en mi ausencia, pero poco a poco os iré poniendo al día.
Tengo unas cuantas recetas para compartiros, unas cuantas de ellas son opciones para desayunos healthy, pero no por ello menos buenos; hoy os traigo una de estas opciones y, es que después de estas fiestas toca hacer un poco de bondad y prepararse ya para la #operaciontriquini que yo a la biquini ya no llegó… jajaja
Como os decía, tengo preparadas varias recetas muy facilitas de desayunos, todas ellas las podéis dejar preparadas el día de antes, por si vais con prisas y, es que no hay excusas para desayunar como un rey aunque se vaya justo de tiempo, sino ya me lo diréis.
Voy a dejar de daros la lata y os dejo con esta receta de Granola casera que está riquísima.
A continuación os indico los ingredientes, que ya veréis que son muchos y bastante cantidades, pero es que a mi me gusta dejarme unos cuantos botes preparados para que me dure unos cuantos días. Si no os gusta alguno de los ingredientes podéis modificarlo fácilmente por otro (incluso los copos de avena, que podéis modificarlos por otro tipo de copos).
·      200 gr de copos de avena (cuidado si sois celíacos y es que la mayoría de marcas contienen trazas de gluten, pese a que la avena no tiene gluten)
·      40 gr de nueces pecanas
·      30 gr de nueces
·      30 gr de avellanas
·      30 gr de almendras laminadas
·      20 gr de piñones
·      40 gr de pasas sultanas
·      20 gr de coco deshidratado
·      1 cucharada de sésamo
·      1 cucharada de chía
·      20 gr de pipas de calabaza
·      60 gr de miel o sirope de ágave (opción vegana)

A parte de los frutos secos que he puesto también podríais añadirle otros diferentes y también otras frutas deshidratadas, como melocotón o frutos secos, luego os explico cuándo tenéis que ponerlos.
Lo primero que vamos a hacer es poner a precalentar el horno con calor arriba y abajo a 150 grados.
Ahora vamos a preparar la mezcla. Si los frutos secos no los queréis enteros los podéis partir un poco, sino los podéis poner enteros.
En un bol mezclaremos todos los ingredientes, y luego añadiremos la miel o sirope de ágave y mezclaremos bien. La mezcla queda dulzona, así que podéis poner más o menos cantidad en función de lo dulce que os guste.
Si queréis poner algún fruto deshidratado o similar no lo mezcléis al principio, hay que ponerlo cuando saquéis la granola del horno.
Una vez tengamos todo mezclamos, cubrimos una bandeja para horno con papel de horno y ponemos la mezcla encima bien extendida. Introducimos la bandeja en el horno que hemos calentado previamente durante 10 minutos, aproximadamente, hasta que la mezcla se comience a dorar. Tenéis que ir vigilándola e ir moviéndola para que no se queme.
Una vez lista, tenéis que dejarla enfriar, completamente. Si queréis poner algún fruto deshidratado tenéis que mezclarlos nada más salir del horno.
Una vez fría la granola la podéis guardar en varios botes herméticos, porque se conserva crujiente bastante tiempo.
Podéis tomarlo con un yogur, con smoothie o incluso ponerlo en una crema de verduras para darle un toque crunchi.

¡Espero que os guste y os animéis a probarla!

2 Comments on “Granola, la vuelta y otros rollos

  1. Pingback: Cuando te apasionas por la Granola ya no hay remedio – Cocina Creativa 86

  2. Pingback: Cuando te apasionas por la Granola ya no hay remedio – CocinaCreativa86

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: